Los quemadores de gas infrarrojos son lo más moderno en generación de aire caliente y cabinas de pintura, el calor se genera por convección de gases de combustión y por el calor infrarrojo generado por grandes tubos al rojo, así se reduce el consumo comparado con los quemadores de gas de llama abierta. 

También soportan cualquier corriente de aire porque son casi imposibles de apagar con flujos de aire aún generados por grandes turbinas.

Instagram